Cómo evitar el golpe de calor en perros. | Blog Telepiensos

Cómo evitar el golpe de calor en perros.

28 de junio de 2018 · 4252 Visitas

La protección de un golpe de calor en perros es muy parecida a la que debe establecerse para niños, ancianos o personas enfermas, quienes, por su delicadeza, también están muy indefensos frente a las agresiones de un clima extremo.

Los perros son especialmente vulnerables a las altas temperaturas. Es, por tanto, de vital importancia que extremes las precauciones para evitar que tu mascota sufra un golpe de calor: cualquier descuido puede conllevar consecuencias irreversibles.

Perro calor verano

El golpe de calor en perros.

La hipertermia o golpe de calor se produce cuando sube y se descontrola la temperatura interna del animal (que, en estado normal, es de treinta y nueve grados). Al superarla (lo cual sucede de manera muy rápida) comienzan a producirse desajustes muy peligrosos en su organismo.

Por otra parte, si tu perro es de pelaje oscuro (absorben más los rayos del sol) o tiene una gran densidad de pelaje, será particularmente susceptible a este trance. También si se trata de un bulldog o un boxer (por su idiosincrasia, tienden a experimentar dificultades para respirar).

Síntomas que indican golpe de calor en perros.

Durante un día de bochorno, o tras varios de días de calor y humedad en el ambiente, tu perro habrá ido perdiendo sales en su cuerpo. Una situación peligrosa que puede conducir a que su temperatura interna ascienda a cuarenta y dos grados.

Estos son los síntomas ante los que debes alertarte:

– Agitación y dificultad para respirar.
– Debilidad (no puede moverse, se tambalea).
– Aumento del ritmo cardíaco.
– Temblores musculares.
– Alteración en el color de las encías y en la salivación.

Primeros auxilios ante un golpe de calor en perros.

Si compruebas que tu perro está sufriendo estas dificultades, hay que llevarle inmediatamente al veterinario. No obstante, si ves que se tarda en llegar a la clínica deberás atenderle, inmediatamente, a través de medidas de primeros auxilios.

Lo primero que has de hacer es bajarle poco a poco la temperatura, de forma gradual: es muy importante no intentar bajársela de golpe (esto es muy peligroso).
Una vez que hayas trasladado tu mascota a un sitio fresco, humedécele las patas y el hocico con agua que no esté demasiado fría; y déjale que beba, pero con tranquilidad. En este punto puede ser buena idea contar con botellas portátiles si estáis de paseo.

Por otro lado, bajar la temperatura de sus almohadillas (el sistema de refrigeración de los perros) hará que se vaya regulando la de todo el cuerpo. Hecho esto, ve mojando, poco a poco, también su cabeza, cuello y axilas.

Cuando se estabilice su respiración, deja que se tumbe sobre una toalla húmeda (sin envolverlo, solo deja que se ponga encima). Seguidamente, llévale al veterinario. Si tienes que ir en coche, pon antes el motor en marcha para encender el aire acondicionado. No lo metas en el coche hasta que la temperatura no sea fresca y vigila también que no le dé el sol a través de las ventanillas. Si hace demasiado calor, valora la situación, puede que sea preciso esperar a que baje la temperatura (puedes llamar al veterinario para ir explicándole lo ocurrido).

Tratamiento veterinario.

Aunque, tras esa primera asistencia, tu perro aparente estar mejor y no encontrarse mal, es imprescindible que le examine el veterinario, ya que cabe la posibilidad de que se hayan producido lesiones cerebrales.

Necesitará estar en observación, que el veterinario le haga un análisis de sangre (para comprobar si sus órganos se han dañado) y recibir medicación. Hasta que, finalmente, el facultativo te explique lo que debes hacer en función de cuáles hayan sido las consecuencias.

¿Qué consecuencias y secuelas puede haber?

Un golpe de calor puede causarle a tu perro daños irreversibles. Lo que sucede cuando un perro sufre hipertermia es que se produce un fallo multiorgánico de forma progresiva:
– Pérdida de sales y azúcar.
– Insuficiencia renal y hepática.
– Edema cerebral.
– Hemorragia gastrointestinal.
– Fallo respiratorio y, en el peor de los casos, la muerte.

Mantener la temperatura ambiente para los perros.

Controlar y mantener una adecuada temperatura ambiente en verano, dentro del entorno de tu perro, puede salvarle la vida.

Para conseguirlo, hay que evitar los saltos térmicos bruscos en el ambiente, tenerle siempre en lugares ventilados y amplios y cumplir, además, unas medidas básicas de prevención.

Perro calor playa

Para proteger a tu perro es muy importante que sigas estas pautas:

No sacarle de paseo, en verano, durante las horas centrales del día: procura sacarle a primera hora de la mañana y a última hora, cuando hace menos calor.
Procurar que siempre esté en sitios frescos, ventilados y a la sombra.

Es preferible darle una comida ligera por la mañana temprana y otra por la noche y evitar darle de comer en las horas centrales.

Asegúrate de que el animal tiene, en todo momento, a su alcance agua fresca, limpia y en cantidad suficiente.

Cuando vayáis de paseo, aunque sea durante las horas más templadas del día, es preciso llevar agua para que pueda beber con frecuencia (en el mercado existen recipientes portátiles para perros que resultan muy útiles para esto).

Jamás, bajo ningún concepto, debes dejar a tu perro en el coche. Lamentablemente, cada verano mueren perros dentro de vehículos a causa del “solo eran cinco minutos”. Debes estar muy atento, ya que, aunque el coche esté a la sombra y con las ventanillas un poco bajadas, en verano, en pocos minutos, en el interior del coche se pueden alcanzar los cincuenta grados.

En la medida de lo posible, evita que haga mucho ejercicio cuando hace excesivo calor.

Si tienes un patio o un jardín, montar una piscina para perros es una forma de mantener a raya su temperatura.

No debes dejarlo jamás en un balcón estrecho y a pleno sol. Tu perro ha de tener espacio y refugio frente al calor, con sombra y una adecuada temperatura ambiente.

En caso de que tengas un cachorro, de que tu animal sea mayor o esté enfermo, deberás extremar estas medidas de precaución y estar doblemente atento para evitar cualquier disgusto.

Te recomendamos los siguientes artículos de razas.

Déjanos tu comentario (0)

Aún no hay comentarios. sé el primero en comentar.

Al enviarnos tu comentario, estás aceptando nuestras condiciones de uso